Organismos Independientes


La creación de instancias dedicadas exclusivamente a determinar la estrategia, viabilidad técnica y financiera de proyectos de infraestructura es esencial para garantizar una planeación estratégica integrada y transversal entre todas las instituciones, órdenes de gobierno y grupos de interés, debiendo ser dichas instancias autónomas y por lo tanto ajenas a tiempos, agendas o intereses políticos.


En México se han facultado instituciones como la Comisión Reguladora de Energía (CRE) y la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH) con autonomía para operar y gestionar asuntos en materia energética para impulsar e implementar los objetivos de la reforma energética, logrando brindar certidumbre y seguridad al sector privado. Asimismo, han sido capaces de establecer procesos homogenizados, transparentes y eficientes con relación a licitaciones de proyectos y contrataciones de servicios, además de permitir la innovación e implementación eficiente de los nuevos mercados de hidrocarburos y eléctrico.


Estos casos han demostrado que las instituciones ayudan a fortalecer el desarrollo de los sectores, aumentando la atracción de inversión tanto nacional como extranjera y por ende la ejecución ágil de proyectos en el país.


Las instituciones independientes que tengan las facultades necesarias para realizar el diseño estratégico de infraestructuras, incluyendo actividades como la identificación, diseño, planeación, evaluación de proyectos y ejecución de procesos licitatorios suman a lograr el éxito en la implementación de acciones a largo plazo de manera integrada.


El sector privado considera necesaria la creación de organismos independientes que faciliten la ejecución de los proyectos, la transparencia en los procesos y que permitan dar certidumbre a las inversiones sin importar los tiempos electorales o agendas de las administraciones. Existen ejemplos de éxito de dichas instituciones en países como el Reino Unido, Canadá, así como en Chile, Colombia y Perú, sobre los cuales se puede aprender y adoptar las prácticas líderes de la industria (11).

(11) Baker McKenzie (2018), Opinión de Baker McKenzie durante el desarrollo de este documento.

Planeación integrada

El éxito en la implementación de acciones a largo plazo de manera integrada entre y dentro diversos sectores y órdenes de gobierno puede lograrse a través de la creación de organismos independientes de infraestructura que cuenten con las facultades necesarias para realizar el diseño estratégico de infraestructuras a nivel federal, estatal y municipal.

A pesar de que México es considerado como uno de los seis países de América Latina que alinean la revisión y selección de proyectos de infraestructura con los planes nacionales (12), se considera importante que sea un organismo profesionalizado y capacitado quien realice la planeación de proyectos bajo una visión a largo plazo.


Asimismo, es necesario que este organismo lleve a cabo el análisis y evaluación técnica y económica de los proyectos para asegurar que los proyectos a implementar sean los más rentables social y financieramente.


(12) The Economist Intelligence Unit (2017), Infrascopio 2017 Evaluación del entorno para las asociaciones público-privadas en América Latina y el Caribe.

Homogeneidad en los procesos

Los proyectos de infraestructura no se ejecutan solamente a nivel federal, por lo que deben de promoverse medidas de coordinación y procura de proyectos homogéneas en todos los órdenes de gobierno sin dejar de lado la integración de los diversos sectores e instituciones (13). Según datos de la OCDE, los estados y municipios absorben 60% de la inversión pública y la mayor parte de esa inversión está destinada a proyectos de infraestructura (14). Por esta razón, es importante que el nuevo gobierno busque alternativas para adelantarse a las necesidades de infraestructura del país y así

planear mejor las inversiones y ejecución de proyectos y adoptar estándares y practicas líderes implementadas de igual forma en todo el país.


Tanto la planeación como la ejecución del plan de infraestructura y los procesos deben contar con reglas claras a nivel federal, estatal y municipal a fin de incentivar la participación de los diversos actores en el sector.


(13) OCDE (2016) Hacia Infraestructuras Exitosas – Diez retos clave para la gobernanza y opciones de política.


(14) Ibídem.

Evaluación de la rentabilidad

Es necesario contar con un organismo que se encargue de evaluar la viabilidad técnica, financiera y social de los proyectos de infraestructura que requieran recursos públicos y medir y mejorar el rendimiento de los mismos a lo largo del tiempo.


Este organismo debe tener la facultad para determinar e implementar una metodología de evaluación de proyectos estratégicos en los diversos órdenes de gobierno de manera homogénea.


El nuevo gobierno debe analizar la alternativa de crear organismos independientes de infraestructura replicando las prácticas líderes nacionales e internaciones.